Impuestos y trámites al comprar una moto de segunda mano en Asturias

Si estás pensando en comprar una moto de segunda mano en Asturias, debes saber que hay una serie de impuestos y trámites que debes realizar para formalizar la operación y evitar problemas legales. En este artículo te explicamos cuáles son y cómo hacerlos de forma correcta y sencilla.

Impuestos

Los impuestos que debes pagar por el hecho de comprar o vender una moto de segunda mano son cuatro:

  • Impuesto de transmisiones patrimoniales (ITP): Es un tributo de naturaleza indirecta que grava las transmisiones patrimoniales onerosas, entre las que se encuentran las transmisiones de vehículos usados. El tipo impositivo aplicable en Asturias es del 4% sobre el valor real del vehículo. Puedes consultar el valor de tu moto en la tabla de valoración de vehículos publicada por el Principado de Asturias. Debes presentar el modelo 620 de autoliquidación del impuesto en la sede electrónica de los Servicios Tributarios del Principado de Asturias, o en las oficinas de la Agencia Tributaria del Principado de Asturias, en el plazo de 30 días hábiles desde la fecha de la transmisión.
  • Tasa por cambio de titularidad: Es el importe que debes abonar a la Dirección General de Tráfico (DGT) por el trámite de cambio de titularidad del vehículo. La tasa actual es de 54,60 euros para las motos. Puedes pagarla de forma telemática en la sede electrónica de la DGT, o de forma presencial en cualquier entidad bancaria colaboradora, mediante el modelo 791.
  • Declaración de la renta: Si eres el vendedor de la moto, debes declarar la ganancia o pérdida patrimonial que hayas obtenido por la venta en tu declaración de la renta. La ganancia o pérdida se calcula restando al precio de venta el precio de compra, y se integra en la base imponible del ahorro, tributando al tipo que corresponda según la escala vigente.
  • Impuesto de circulación: Es el tributo que deben pagar los propietarios de los vehículos por el uso de las vías públicas. Se gestiona por los ayuntamientos, y su importe varía según el tipo y la potencia del vehículo. Debes comprobar que el vendedor ha pagado el impuesto del año en curso, y solicitar el cambio de domicilio fiscal del vehículo en el ayuntamiento donde residas, para que te lleguen los recibos correspondientes.

Trámites

Los trámites que debes realizar para comprar o vender una moto de segunda mano son los siguientes:

  • Verifica el estado general del vehículo: Antes de comprar una moto de segunda mano, es conveniente que la revises con detenimiento, tanto a nivel mecánico como estético, para comprobar que no tiene defectos ocultos ni averías graves. También puedes solicitar un informe del estado del vehículo a la DGT, que te dará información sobre el número de propietarios que ha tenido, las multas pendientes, los problemas detectados en las ITV, etc.
  • Comprueba que el vehículo es transferible y está libre de cargas: Para evitar sorpresas desagradables, debes asegurarte de que el vendedor es el legítimo propietario de la moto, y de que no tiene ninguna carga o limitación que impida su transmisión, como embargos, reservas de dominio, precintos, etc. Puedes solicitar un informe de cargas al Registro de Bienes Muebles, o consultar el estado del vehículo en la sede electrónica de la DGT, introduciendo la matrícula y el número de bastidor.
  • Firma el contrato de compraventa con el vendedor: Es el documento que acredita la transmisión del vehículo entre el comprador y el vendedor, y que sirve de prueba ante posibles reclamaciones o conflictos. El contrato debe incluir los datos personales y de contacto de ambas partes, los datos técnicos y de identificación de la moto, el precio y la forma de pago, la fecha y el lugar de la operación, y las condiciones y garantías acordadas. Ambas partes deben firmar el contrato y quedarse con una copia del mismo.
  • Abona o liquida el impuesto de transmisiones: Como hemos visto, debes pagar el 4% del valor real de la moto en concepto de impuesto de transmisiones patrimoniales, presentando el modelo 620 y el justificante de pago en la sede electrónica o en las oficinas de la Agencia Tributaria del Principado de Asturias, en el plazo de 30 días hábiles desde la fecha de la transmisión.
  • Realiza el cambio de titularidad del vehículo en la DGT: Es el trámite que te acredita como nuevo propietario de la moto, y que debes realizar en la Jefatura Provincial de Tráfico que te corresponda, o a través de un gestor autorizado. Para ello, debes presentar la siguiente documentación:
    • Solicitud en impreso oficial, firmada por el comprador y el vendedor, o por sus representantes legales.
    • Tasa por cambio de titularidad, abonada de forma telemática o presencial.
    • Identificación del comprador y del vendedor (DNI, NIE o pasaporte, y tarjeta de residencia en caso de extranjeros).
    • Permiso de circulación del vehículo.
    • Tarjeta de inspección técnica del vehículo, con la ITV en vigor.
    • Contrato de compraventa, o factura si se trata de una venta profesional.
    • Justificante de pago o exención del impuesto de transmisiones patrimoniales.
    • Justificante de pago o exención del impuesto de circulación del año en curso.

Guía y consejos

Para que la compraventa de tu moto de segunda mano sea un éxito, te damos algunos consejos prácticos que te ayudarán a evitar problemas y a conseguir el mejor precio:

  • Compara precios: Antes de comprar o vender una moto de segunda mano, es conveniente que consultes los precios de mercado de modelos similares, teniendo en cuenta el estado, el kilometraje, la antigüedad, etc. Así podrás negociar el precio más justo y ajustado a la realidad.
  • Prueba la moto: Si vas a comprar una moto de segunda mano, no te fíes solo de las fotos o de las palabras del vendedor. Lo mejor es que pruebes la moto en persona, conduciéndola por diferentes tipos de vías y comprobando su funcionamiento, su frenada, su suspensión, su sonido, etc. Si no tienes mucha experiencia, puedes ir acompañado de un mecánico o de un amigo que sepa de motos.
  • Revisa la documentación: Tanto si eres comprador como vendedor, debes revisar que la documentación de la moto está en regla y actualizada, y que coincide con los datos del vehículo. Comprueba que el permiso de circulación, la tarjeta de inspección técnica, el seguro y el impuesto de circulación están vigentes, y que no hay multas ni cargas pendientes.
  • Firma el contrato de compraventa: Es imprescindible que firmes un contrato de compraventa con el comprador o el vendedor, donde queden reflejados todos los datos y condiciones de la operación. Así te evitarás posibles reclamaciones, fraudes o malentendidos. Puedes descargar un modelo de contrato de compraventa en la [web de la DGT].
  • Realiza el cambio de titularidad cuanto antes: No dejes pasar mucho tiempo desde que compras o vendes la moto hasta que realizas el cambio de titularidad en la DGT. De lo contrario, podrías tener problemas si el vehículo recibe alguna multa, sufre algún accidente o se produce algún impago. Recuerda que tienes un plazo de 30 días hábiles para hacer el trámite, y que puedes hacerlo de forma pres
Jaime GB

Autor de este contenido. Motorista apasionado, rockero convencido y contador de historias vocacional. Bloguero y diseñador web de profesión.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te ha gustado este artículo?
Ayúdanos a crecer compartiendo este contenido en tus redes y con tus amig@s

También te va a interesar…